¡Vigésimo sexto día sin Twitter!

¿Qué me afecta? ¡¡NADA!!
Los hay osados, con tal de molestar a la gente del bien, pero no. Siguen y seguirán molestando, aún por mucho que quieran hacerlo con muchas formas de detestar a gente de la mejor que hay en la faz de la Tierra.
Pero como no son nada buenos, pues se quedan en nada, porque no van a tener nunca nada.
¡Ya aprenderán!

Comentarios